Riccardi Andrea: en la web

Riccardi Andrea: en las redes sociales

change language
usted está en: home - oración - la oraci...ada día cómo contactarnosnewsletterlink

Sostiene la Comunidad

  

La oración cada día


 
versión para imprimir

Icono del Santo Rostro
Iglesia de San Egidio - Roma


Lectura de la Palabra de Dios

Aleluya, aleluya, aleluya.

Este es el Evangelio de los pobres,
la liberación de los prisioneros,
la vista de los ciegos,
la libertad de los oprimidos.

Aleluya, aleluya, aleluya.

Apocalipsis 5,6-14

Entonces vi, de pie, en medio del trono y de los cuatro Vivientes y de los Ancianos, un Cordero, como degollado; tenía siete cuernos y siete ojos, que son los siete Espíritus de Dios, enviados a toda la tierra. Y se acercó y tomó el libro de la mano derecha del que está sentado en el trono. Cuando lo tomó, los cuatro Vivientes y los veinticuatro Ancianos se postraron delante del Cordero. Tenía cada uno una cítara y copas de oro llenas de perfumes, que son las oraciones de los santos. Y cantan un cántico nuevo diciendo: «Eres digno de tomar el libro y abrir sus sellos
porque fuiste degollado
y compraste para Dios con tu sangre
hombres de toda raza, lengua, pueblo y nación; y has hecho de ellos para nuestro Dios
un Reino de Sacerdotes, y reinan sobre la
tierra.» Y en la visión oí la voz de una multitud de Ángeles alrededor del trono, de los Vivientes y de los Ancianos. Su número era miríadas de miríadas y millares de millares, y decían con fuerte voz: «Digno es el Cordero degollado
de recibir el poder, la riqueza, la sabiduría,
la fuerza, el honor, la gloria y la alabanza.» Y toda criatura, del cielo, de la tierra, de debajo de la tierra y del mar, y todo lo que hay en ellos, oí que respondían: «Al que está sentado en el trono y al Cordero,
alabanza, honor, gloria y potencia
por los siglos de los siglos.» Y los cuatro Vivientes decían: «Amén»; y los Ancianos se postraron para adorar.

 

Aleluya, aleluya, aleluya.

El Hijo del hombre,
ha venido a servir,
quien quiera ser grande
se haga siervo de todos.

Aleluya, aleluya, aleluya.

Juan ve al Cordero "de pie, en medio del trono". Habían pasado muchos años desde que, a orillas del Jordán, había oído al Bautista presentar a Jesús a la gente: "He aquí el cordero de Dios" (Jn 1, 29). Y Jesús continúa siendo, precisamente, el Cordero que carga con el pecado del mundo. En el Apocalipsis Jesús es presentado hasta en 29 ocasiones como "el Cordero". Un autor medieval comenta: "El Mesías, león para vencer, se hizo cordero para sufrir". Jesús es "como degollado" para siempre, y por eso continúa llevando en su cuerpo los signos de las heridas de la cruz: son las heridas del amor por nosotros. Y el amor siempre hiere y es herido. El Cordero tiene siete cuernos, signo de omnipotencia, y siete ojos, expresión de la omniscencia providente, que el Apocalipsis identifica con los siete espíritus, es decir con la plenitud de los dones del Espíritu divino. Y el Cordero degollado es el único que puede abrir el rollo y revelar el sentido último de la historia. Él toma el libro y le quita los sellos. La visión recalca la proclamación del Evangelio en la Santa Liturgia. Y en efecto, tomar el Libro y abrir sus sellos no es sino la Palabra de Dios proclamada y explicada con autoridad en la santa asamblea de los creyentes: Jesús continúa todavía hoy siendo el Maestro, el único Maestro de su pueblo. Reza la carta a los Hebreos: "Muchas veces y de muchas maneras habló Dios en el pasado a nuestros Padres por medio de los Profetas. En estos últimos tiempos nos ha hablado por medio del Hijo" (Hb 1, 1-2). Frente al Cordero está la puerta celestial, podríamos decir, toda la historia: "Toda criatura, del cielo, de la tierra, de debajo de la tierra y del mar, y todo lo que hay en ellos, oí que respondían: ‘Al que está sentado en el trono y al Cordero, alabanza, honor, gloria y poder por los siglos de los siglos" (13). Es una auténtica liturgia cósmica que canta las alabanzas a Cristo porque con su sangre rescató a toda la humanidad del poder del Mal. Jesús es el único salvador universal.


15/10/2010
Memoria de Jesús crucificado


Agenda de la semana
DIC
4
Domingo 4 de diciembre
Liturgia del domingo
DIC
5
Lunes 5 de diciembre
Oración por los enfermos
DIC
6
Martes 6 de diciembre
Memoria de la Madre del Señor
DIC
7
Miércoles 7 de diciembre
Memoria de los santos y de los profetas
DIC
8
Jueves 8 de diciembre
Fiesta de la Inmaculada
DIC
9
Viernes 9 de diciembre
Memoria de Jesús crucificado
DIC
10
Sábado 10 de diciembre
Vigilia del domingo
DIC
11
Domingo 11 de diciembre
Liturgia del domingo

Per Natale, regala il Natale! Aiutaci a preparare un vero pranzo in famiglia per i nostri amici più poveri