Riccardi Andrea: en la web

Riccardi Andrea: en las redes sociales

change language
usted está en: home - oración - la oraci...ada día cómo contactarnosnewsletterlink

Sostiene la Comunidad

  

La oración cada día


 
versión para imprimir

Icono del Santo Rostro
Iglesia de San Egidio - Roma

Recuerdo de Óscar Arnulfo Romero, arzobispo de San Salvador. Fue asesinado el 24 de marzo de 1980 en el altar. Recuerdo de la masacre de las fosas ardeatinas que tuvo lugar en 1944 en Roma, donde los nazis asesinaron a 335 personas.


Lectura de la Palabra de Dios

Gloria a ti, oh Señor, sea gloria a ti

Quien vive y cree en mí
no morirá jamas.

Gloria a ti, oh Señor, sea gloria a ti

Primera Timoteo 6,17-19

A los ricos de este mundo recomiéndales que no sean altaneros ni pongan su esperanza en lo inseguro de las riquezas sino en Dios, que nos provee espléndidamente de todo para que lo disfrutemos; que practiquen el bien, que se enriquezcan de buenas obras, que den con generosidad y con liberalidad; de esta forma irán atesorando para el futuro un excelente fondo con el que podrán adquirir la vida verdadera.

 

Gloria a ti, oh Señor, sea gloria a ti

Si tú crees, verás la gloria de Dios,
dice el Señor.

Gloria a ti, oh Señor, sea gloria a ti

Tras la alabanza a Dios, Pablo añade una apostilla más para dar a Timoteo algunas disposiciones relacionadas con las personas ricas de la comunidad. Ya previamente (6, 9 ss.) le había puesto en guardia contra la avidez de riquezas; ahora da algunas instrucciones sobre el uso correcto de las mismas. El apóstol advierte que incluso las que se han ganado lícitamente pueden estar llenas de peligros para quien las posee, y exhorta a no poner en ellas la esperanza porque son siempre "inseguras": sólo en Dios es firme la esperanza. Las riquezas se conceden para que todos puedan disfrutar de ellas, y quien es pobre sea ayudado. El cristiano pone su fe en la bondad paterna de Dios, el cual envía a sus hijos todo lo que necesitan. Por esto Jesús puede decir a los discípulos: "No andéis, pues, preocupados diciendo: ¿Qué vamos a comer?, ¿qué vamos a beber?, ¿con qué vamos a vestirnos? Que por todas esas cosas se afanan los gentiles; pues ya sabe vuestro Padre celestial que tenéis necesidad de todo eso" (Mt 6, 31-32). El rico no debe encerrarse egoístamente ante la necesidad del prójimo, sino que es llamado a cumplir de forma concreta con el amor hacia el que es más pobre. El cristiano rico debe saber que la verdadera riqueza consiste en ser rico de buenas obras, que para él son "un excelente fondo". De ese modo el cristiano se "enriquece en orden a Dios" (Lc 12, 21), acumula "tesoros en el cielo" (Mc 10, 21), y el Padre "que ve en lo secreto, te recompensará" (Mt 6, 4). En los dos versículos finales Pablo retoma una vez más las dos exhortaciones centrales de la carta: la custodia de la fe cristiana y la enérgica defensa contra la herejía para que la comunidad no se divida. La tarea principal de Timoteo y su misión consisten en conservar puro e íntegro el Evangelio, muy diferente de las "palabrerías" y de las "ciencias" de los hombres. La ciencia es buena pero no salva; sólo la Palabra ilumina y guía los pasos hacia el cielo. Al final Pablo saluda a Timoteo y a toda la comunidad, en la que piensa continuamente, y sobre todos invoca la gracia de Dios "portadora de salvación".


24/03/2012
Vigilia del domingo


Agenda de la semana
ENE
15
Domingo 15 de enero
Liturgia del domingo
ENE
16
Lunes 16 de enero
Oración por la Paz
ENE
17
Martes 17 de enero
Memoria de la Madre del Señor
ENE
18
Miércoles 18 de enero
Memoria de los santos y de los profetas
ENE
19
Jueves 19 de enero
Memoria de la Iglesia
ENE
20
Viernes 20 de enero
Memoria de Jesús crucificado
ENE
21
Sábado 21 de enero
Vigilia del domingo
ENE
22
Domingo 22 de enero
Liturgia del domingo