Riccardi Andrea: en la web

Riccardi Andrea: en las redes sociales

change language
usted está en: home - oración - la oraci...ada día cómo contactarnosnewsletterlink

Sostiene la Comunidad

  

La oración cada día


 
versión para imprimir

Icono del Santo Rostro
Iglesia de San Egidio - Roma

Recuerdo de san Atanasio, obispo de Alejandría (295-373) y doctor de la Iglesia.


Lectura de la Palabra de Dios

Aleluya, aleluya, aleluya.

Yo soy el buen pastor,
mis ovejas escuchan mi voz
y devendrán
un solo rebaño y un solo redil.

Aleluya, aleluya, aleluya.

Filipenses 1,27-30

Lo que importa es que vosotros llevéis una vida digna del Evangelio de Cristo, para que tanto si voy a veros como si estoy ausente, oiga de vosotros que os mantenéis firmes en un mismo espíritu y lucháis acordes por la fe del Evangelio, sin dejaros intimidar en nada por los adversarios, lo cual es para ellos señal de perdición, y para vosotros de salvación. Todo esto viene de Dios. Pues a vosotros se os ha concedido la gracia de que por Cristo... no sólo que creáis en él, sino también que padezcáis por él, sosteniendo el mismo combate en que antes me visteis y en el que ahora sabéis que me encuentro.

 

Aleluya, aleluya, aleluya.

Les doy un mandamiento nuevo:
que se amen los unos a los otros.

Aleluya, aleluya, aleluya.

Pablo sabe que el mal presente en el mundo puede intimidar a los discípulos del Señor. Él mismo ha experimentado la violencia de este y la está experimentando mientras escribe esta carta: está preso en la cárcel. Sin embargo, exhorta a no dejarse intimidar por las dificultades ni por aquellos que quieren obstaculizar el camino de la comunidad de los creyentes. Exhorta a los cristianos de Filipos a comportarse como «ciudadanos dignos del Evangelio». De hecho, los creyentes son ya «conciudadanos de los santos y familiares de Dios» (Ef 2,19). El apóstol quiere decir que es el «nosotros» de la familia de Dios lo que hace que los discípulos de Jesús estén firmes en el Evangelio. En efecto, la comunión en la fe dona la fuerza y prepara a los discípulos para que comuniquen el Evangelio en el mundo. Este compromiso, añade el apóstol, lucha y padecimiento. Ha sido así para Jesús, lo es para Pablo y será así también para los discípulos de todo tiempo. No obstante, Jesús no abandona a sus amigos. Pablo escribe a los cristianos de Éfeso: «Por eso, tomad las armas de Dios, para que podáis resistir en el día funesto, y manteneros firmes después de haber vencido todo» (6,13). Al tomar las armas del amor y del «Celo por el Evangelio de la paz» (Ef 6,15) encontraremos la alegría de la compañía de Dios y de los hermanos, aunque no falten las dificultades.


02/05/2013
Memoria de la Iglesia


Agenda de la semana
ENE
15
Domingo 15 de enero
Liturgia del domingo
ENE
16
Lunes 16 de enero
Oración por la Paz
ENE
17
Martes 17 de enero
Memoria de la Madre del Señor
ENE
18
Miércoles 18 de enero
Memoria de los santos y de los profetas
ENE
19
Jueves 19 de enero
Memoria de la Iglesia
ENE
20
Viernes 20 de enero
Memoria de Jesús crucificado
ENE
21
Sábado 21 de enero
Vigilia del domingo
ENE
22
Domingo 22 de enero
Liturgia del domingo