Riccardi Andrea: en la web

Riccardi Andrea: en las redes sociales

Riccardi Andrea: revista de prensa

change language
usted está en: home - noticias cómo contactarnosnewsletterlink

Sostiene la Comunidad

  
22 Marzo 2011

Port-au-Prince (Haití) - Los niños juegan en la casa familia de la Comunidad, mientras la ciudad todavía espera la reconstrucción.

 
versión para imprimir

Las calles de Haití continúan llenas de escombros y en todos lados se observa el efecto del terremoto, cuando hace ya más de un año. La reconstrucción es lenta, y muchos de los habitantes de Port au Prince todavía trabajan en la demolición definitiva de las casas viejas y destruidas para poner allanar el terreno e iniciar la reconstrucción.

La escena cambia de inmediato a través de la entrada de la Casa Familia de la Comunidad de Sant'Egidio abierta desde hace ya algunos meses en la capital haitiana.


En las calles de Port au Prince

Casa famiglia per bambini a Port-au-Prince, Haiti, foto 2
En el patio de la casa-família

Aquí, todo es un triunfo de colores: las plantas que han florecido, los juguetes de los niños, los cristales de colores

Los 15 niños acogidos en la casa familia, realizada por la Comunidad junto a la Congregazione Notre Dame RCC, lo perdieron todo con el terremoto.


Algunos, después del derrumbe de su casa, encontraron refugio en pobres chabolas en la periferia de la ciudad, otros fueron acogidos por las monjas porque no tenían familia.

Llegaron a la casa familia con problemas de malnutrición y otras patologías. No hablaban, no sonreian.
Hoy están literalmente transformados. En la casa hay un clima alegre: se canta, se juega.
Todos han empezado a visitar la escuela y la residencia de ancianos. En casa, recientemente, han empezado las clases de francés. El trauma del terremoto y el sufrimiento de esos terribles días, son para ellos, un recuerdo cada vez más lejano.

 

Las casas en las que viven algunos niños de la casa-familia



Se juega, en un ambiente,
a la medida de un niño

 

 

 

MIRAR LA PHOTOGALLERY ►

 CONTINUAMOS APOYANDO EL COMPROMISO DE LA COMUNIDAD CON HAITÍ

DONATIVOS ONE ONLINE” 
 concepto “Haití-  Emergencia terremoto"

o bien mediante:

c/c bancario y postal 807040
Comunità di S.Egidio-ACAP Onlus
IBAN: IT67D0760103200000000807040

 LEA TAMBIÉN
• NOTICIAS
6 Diciembre 2016

Por Navidad ayuda a una madre para que nazca un niño sano: ¡regala un apadrinamiento!

IT | ES
20 Noviembre 2016

Día Universal del Niño: Sant'Egidio, con los niños

IT | ES | DE | PT | HU
16 Noviembre 2016
ADJUMANI, UGANDA

Un nuevo año lleno de novedades para los niños refugiados de la School of Peace de Nyumanzi

IT | EN | ES | DE | PT | ID
9 Octubre 2016
BERLÍN, ALEMANIA

No More Walls - 10 años de Escuela de la Paz en Berlín

IT | ES | DE | FR
5 Octubre 2016

5 de octubre, World Teacher's day: Todos a la escuela... de la Paz

IT | EN | ES | DE | PT | RU | ID | HU
5 Octubre 2016
MOHALES HOEK, LESOTO

También en Lesoto, el pequeño país del sur de África, se puede crecer en la Escuela de la Paz

IT | ES | DE | FR | PT
todas las noticias
• PRENSA
9 Septiembre 2016
Popoli e Missione

William Quijano: Nel paese degli scontri un giovane coltiva l’arte dell’incontro

7 Marzo 2016
Corriere di Novara

Una marcia della pace con oltre 2mila bambini delle scuole novaresi

2 Diciembre 2015
Il Gazzettino - ed. Padova

Don Bizzotto: «Pensiamo ai bimbi e non alle statuine di cartapesta»

24 Noviembre 2015
La Nazione

"W la pace": i bambini raccontano il mondo al tempo del terrorism

24 Noviembre 2015
Vatican Insider

Uganda, S. Egidio: «Tutti a scuola per imparare la pace»

20 Septiembre 2015
Radio Vaticana

Sant’Egidio: costruire un futuro più umano a Cuba

todos los comunicados de prensa
• DOCUMENTOS

La homilía de mons. Matteo Zuppi

todos los documentos
• LIBROS

Trialoog





Lannoo Uitgeverij N.V

Keerpunt





Lannoo Uitgeverij N.V
todos los libros

FOTOS

184 visitas

136 visitas

182 visitas

135 visitas

172 visitas
todos los medios de comunicación afines

Per Natale, regala il Natale! Aiutaci a preparare un vero pranzo in famiglia per i nostri amici più poveri