change language
usted está en: home - oración - la oraci...ada día cómo contactarnosnewsletterlink

Ayuda a la Comunidad

  

La oración cada día


 
versión para imprimir

Icono del Santo Rostro
Iglesia de San Egidio - Roma


Lectura de la Palabra de Dios

Aleluya, aleluya, aleluya.

Yo soy el buen pastor,
mis ovejas escuchan mi voz
y devendrán
un solo rebaño y un solo redil.

Aleluya, aleluya, aleluya.

Hechos de los Apóstoles 23,23-35

Después llamó a dos centuriones y les dijo: «Tened preparados para la tercera hora de la noche doscientos soldados, para ir a Cesarea, setenta de caballería y doscientos lanceros. Preparad también cabalgaduras para que monte Pablo; y llevadlo a salvo al procurador Félix.» Y escribió una carta en estos términos: «Claudio Lisias saluda al excelentísimo procurador Félix.» Este hombre había sido apresado por los judíos y estaban a punto de matarlo cuando, al saber que era romano, acudí yo con la tropa y le libré de sus manos. Queriendo averiguar el crimen de que le acusaban, le bajé a su Sanedrín. Y hallé que le acusaban sobre cuestiones de su Ley, pero que no tenía ningún cargo digno de muerte o de prisión. Pero habiéndome llegado el aviso de que se preparaba una celada contra este hombre, al punto te lo he mandado y he informado además a sus acusadores que formulen sus quejas contra él ante ti.» Los soldados, conforme a lo que se les había ordenado, tomaron a Pablo y lo condujeron de noche a Antipátrida; a la mañana siguiente dejaron que los de caballería se fueran con él y ellos se volvieron al cuartel. Al llegar aquéllos a Cesarea, entregaron la carta al procurador y le presentaron también a Pablo. Habiéndola leído, preguntó de qué provincia era y, al saber que era de Cilicia, le dijo: «Te oiré cuando estén también presentes tus acusadores.» Y mandó custodiarle en el pretorio de Herodes.

 

Aleluya, aleluya, aleluya.

Les doy un mandamiento nuevo:
que se amen los unos a los otros.

Aleluya, aleluya, aleluya.

El tribuno romano, ante las noticias del complot contra Pablo, reacciona inmediatamente según la ley. Y ordena que un destacamento militar acompañe a Pablo a Cesarea. El tribuno está convencido de que Pablo es víctima de un complot, por lo que intenta arrebatarlo al grupo de judíos que quería condenarlo. Una vez más se repite, casi literalmente, lo que le había sucedido a Jesús. Sin embargo, esta vez Pablo es prisionero de los romanos. Y encadenado y escoltado por un numeroso grupo de soldados, emprende el camino que lo lleva hacia Roma. La indicación de los Hechos sobre la convicción que tienen los representantes de Roma sobre la inocencia de Pablo muestra una verdad más profunda: Pablo, más que prisionero de los romanos, es prisionero de Cristo. A través de esta extraña e injusta historia judicial, la predicación del Evangelio se dirige hacia Roma, corazón del Imperio. Se podría decir que el Señor guía la historia, misteriosamente, incluso a través de acontecimientos injustos. En Cesarea, el gobernador retiene a Pablo en el pretorio de Herodes mientras espera un nuevo juicio.


16/11/2017
Memoria de la Iglesia


Agenda de la semana
DIC
10
Domingo 10 de diciembre
Liturgia del domingo
DIC
11
Lunes 11 de diciembre
Memoria de los pobres
DIC
12
Martes 12 de diciembre
Memoria de la Madre del Señor
DIC
13
Miércoles 13 de diciembre
Memoria de los santos y de los profetas
DIC
14
Jueves 14 de diciembre
Memoria de la Iglesia
DIC
15
Viernes 15 de diciembre
Memoria de Jesús crucificado
DIC
16
Sábado 16 de diciembre
Vigilia del domingo
DIC
17
Domingo 17 de diciembre
Liturgia del domingo